Volver a la sección ADOPTA

Todo aquel que ha tenido gato sabe que, tarde o temprano, si no ponemos remedio nuestro animal intentará salir de la casa. Es algo lógico pues su instinto le pide inspeccionar. De la misma manera que puede caer al vacío desde las ventanas.

De todos es sabido la habilidad de los gatos para poder caminar y posarse en las ventanas y caminar elegantemente por las mesas sin tocar absolutamente nada de lo que hay en ellas. Son expertos equilibristas que recorren baldas, barandillas desafiando la gravedad. Parece que nunca puedan caer o desequilibrarse. 

Pues aunque tu gato no se haya caído nunca de una ventana, todos los días en muchos veterinarios de todo el planeta, por desgracia atienden a gatos con el síndrome del gato paracaidista. Las lesiones varían dependiendo de la altura; mandíbulas rotas, perdida de dientes , traumatismo craneal, etc… hasta lo peor, la muerte . Cuando se trata de una altura pequeña al gato no le da tiempo a darse la vuelta y el trauma en la cabeza puede ser considerable. Una pequeña distracción como el revolotear de un insecto o un pájaro que pasa justo cerca de él, y el gato, por puro instinto, trata de ir a cazarlo y esto puede hacerle perder el equilibrio en el alféizar de la ventana y hacerle caer. 

Las ventanas abatidas no las deberías dejar abiertas si te vas a ausentar de casa porque de la misma manera que se caen por las ventanas, puede pasar un mosquito o cualquier otra cosa que le llame la atención el gato y al intentar saltar por ese hueco que deja la abatida podría quedarse enganchado en la ventana por el vientre. Esto le puede producir una lesión medular y si se queda atrapado en esa trampa por mucho tiempo le puede costar la vida y esta es una de las muertes más traumáticas de las que hemos sabido.

Así pues, pedimos a los adoptantes sentido de la responsabilidad y que no duden en comprometerse con respecto a la seguridad de las vías de escape de la vivienda para garantizar el bienestar del gato.

◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈◈

VIVIENDAS CON JARDÍN Y ACCESO AL EXTERIOR

No entregamos en adopción, a nuestros gatos a ninguna persona, y sin excepción, con la mentalidad, por desgracia bastante extendida, de que los gatos pueden salir y entrar libremente de la vivienda a la calle, tampoco al jardín, patio o zonas comunes de urbanización pudiendo así mismo tener acceso a la calle. En el caso de vivir en una casa con jardin/patio y queráis adoptar a un gato de esta asociación necesitamos comprobar que los espacios exteriores dispongan de una instalación de calidad a modo de cerramiento que impida que el animal pueda escapar. Dicho cerramiento les proporciona la oportunidad de disfrutar del sol y el aire de forma segura y responsable.

EMPRESA INSTALADORA DE CERRAMIENTOS PARA

VENTANAS, BALCONES, TERRAZAS, ÁTICOS Y PATIOS

Contacta con ellos:

Echad un vistazo a estas fotos. Las imágenes hablan por sí solas. Los gatos disfrutan de las vistas, del aire y del sol sin correr peligro. Felicidad y tranquilidad para todos.